Friday, March 14, 2014

¡¿REVOLUCIÓN EN UCRANIA?!







A continuación tres artículos de la red sobre el polvorín nuclear que acaba de estallar en Ucrania....





EE.UU Y LA OTAN PLANEAN DESMANTELAR LA FEDERACIÓN RUSA 



La Revolución Gris de hoy en Ucrania tiene el objetivo de culminar el objetivo de la fallida movida Naranja de 2008: convertir el país en la plataforma donde poder completar el cerco alrededor de Rusia y provocar la desintegración de la Federación. No es por casualidad lanzar la consigna “Ayer Kiev, mañana Moscú” en las protestas del Maidan (plaza, en árabe).

Aprovechando las justas exigencias de la población en cuanto a empleo, sanidad, transparencia y una vida digna, los grupos ultraderechistas, respaldados por EEUU y la Unión Europea, intentan llevar adelante su propia agenda (ver Ucrania y la gran ofensiva de EEUU contra Rusia). Según la propuesta de Zbigniew Brzezinski, para “liberar” los ingentes recursos naturales del país más grande del mundo hay que dividirlo en tres estados: una república Rusia europea, otra siberiana, y una tercera del Lejano Oriente.
Para ello, deben reducir su zona de influencia en el espacio ex soviético, rodearlo con bases militares, intimidarlo y humillarlo. Dicho y hecho:

EEUU sigue desplegando sistemas de defensa antimisil en Europa, desde Rumania a Polonia pasando por Turquía, Israel y ahora España, bajo el pretexto de disuadir a Irán, pero apuntando a Moscú. ¿Está forzando a Rusia a abandonar el Tratado de Reducción de Armas Estratégicas (START)?

En noviembre pasado la OTAN organizó la maniobra Jazz Steadfast en Letonia y Polonia, frontera rusa, el mayor ejercicio militar de la década, con efectivos de 28 naciones, incluidas Ucrania y Georgia.

En medio de los disturbios en Ucrania, Barak Obama recibió al primer ministro de Georgia en la Casa Blanca para ultimar el ingreso del país en la Alianza. Es increíble: los soldados georgianos que antes morían por la URSS en Afganistán, ahora mueren allí por EEUU.


Desde la caída de la URSS, la alianza militar más grande y peligrosa del planeta, ha absorbido a casi todos los miembros del bloque socialista: Polonia, Chequia, Hungría,  Estonia, Letonia, Lituania, Bulgaria, Rumania, Eslovaquia, Eslovenia, Croacia y Albania, sin contar la destrucción de la República Federal de Yugoslavia (ver Yugoslavia: ensayo de la “guerra humanitaria”), miembro fundador de Los Países No Alineados.

El próximo destino es…

Los dos países de suma importancia que faltaban, eran Ucrania y Georgia. Viktor Yanukovich mantuvo vigente el Plan de Acción OTAN-Ucrania, participó en las maniobras y seguía enviando a los oficiales del ejército a las escuelas de la Alianza dentro y fuera del país. Si todo va bien, el Pentágono la integrará en su estructura militar con un “decreto exprés”. Para presionar a Rusia, Washington necesita tener a Ucrania, del mismo modo que el camino de contener a Irán pasa por dominar Siria (o eso cree).

A Washington le da igual que Ucrania se incorpore o no a la UE, mucho menos si sus gentes van a vivir en una democracia occidental o real. Lo que busca es despojar a Rusia de un aliado estratégico y poder instalar allí sus misiles.

En diciembre de este año EEUU debe recoger sus bártulos y salir de Afganistán de cara a la opinión pública; otra cosa es que va a mantener un mínimo de 10.000 militares y 11 bases, aunque para la “guerra perpetua” necesita otros escenarios, para mantener caliente el motor y también el negocio de guerra. Y Ucrania puede ser una oportunidad. Le ataca a Rusia en su “profundidad estratégica”, clave para la seguridad nacional del país, con el objetivo de convertirlo en el tacón de Aquiles del equipo de Putin. Además, tras los fracasos en las últimas intervenciones militares, los americanos se morían de ganas por asestar un golpe a los rusos.

Demonizar a Rusia (más allá de la naturaleza de su régimen) forma parte de la propaganda de la peligrosa guerra que están cocinando. Dedicar horas en los medios de comunicación a las chicas de Pussy-Riot y ni un minuto a los continuos bombardeos de la aviación de EEUU de Afganistán, Pakistán, Yemen, Mali, o a la desastrosa y trágica situación que han dejado en Irak o Libia, forma parte de la Propaganda de Guerra.


El  al-Qaeda eslavo

En Ucrania, al igual que en otros países donde EEUU aplica su plan de desestabilización, grupos “descontrolados” aparecen de repente y empiezan a asaltar la sede de  los partidos democráticos y sindicatos y derriban estatuas. Las fuerzas de izquierda siempre son sus primeras víctimas. En Kiev, tras incendiar la sede del Partido Comunista, los neo-nazis fueron a destruir la vivienda del líder del partido, Piotr Simonenko.

¿De dónde han surgido varios miles de cabeza-rapados y fascios?  Stay-behind (los que se quedaron atrás, en ingléses el nombre dado a los agentes nazis que, después de la Segunda Guerra Mundial, fueron recogidos por la CIA (¡la santa unión anticomunista!)  para realizar operaciones de sabotaje, infiltraciones, asesinatos, etc. , haciendo de Quinta Columna con el objetivo final de aumentar la influencia de EEUU allá donde operaban. Muchos de estos chavales son hijos de aquellos miles de nazis que cambiaron de chaqueta para seguir sembrando odio hacia “el otro”.

Según el periodista Israel Sahmir, en la sociedad eslava hay jóvenes parecidos a los integrantes de los  grupos salafistas y terroristas suicidas; jóvenes cuyos deseo de acción y sacrificio no puede ser satisfecho en una sociedad convencional. Cebos perfectos para los grupos fascistas en todo el mundo.

Moscú reacciona

Después de una semana de silencio, los líderes rusos, aturdidos al ver cómo MacCain hacía fotos en Kiev con unos encapuchados armados, se han desperezado: Rusia no puede perder a Ucrania, mantendrá, al menos, el control sobre Crimea, que es la única salida al Mar Negro que tiene. Y no piensa anexionarla a su territorio: ¿Quedarse con 300.000 musulmanes tártaros? ¡No, gracias! Le preocupan los actos de la Unión de Jóvenes Tártaros y el Movimiento Azatlyk (libertad, en persa), ambos conectados con los Hermanos Musulmanes de Turquía. Decenas de sus militantes han regresado de hacer la Yihad en Siria, acompañados por los veteranos chechenos.

El Kremlin, además ha enviado consejeros militares a Siria para entrenar al ejército ante los rumores de que EEUU ultima un plan para acabar con Bashar Al Asad.

Por otra parte, a Occidente no le interesa la división del país, pues la parte occidental que es menos desarrollada se integraría en la UE, mientras el sector industrial y las costas del Mar Negro se mantendrían bajo la influencia rusa.

¿Dónde se ubica China?


En diciembre pasado, Pekín firmó un acuerdo con Kiev, su socio estratégico, para invertir 8.000 millones de dólares en el país y entregarle un préstamo de 10.000 millones a cambio del alquiler de tres millones de hectáreas de las fértiles tierras ucranianas para los próximos 50 años. De paso, estudiaba la solicitud de Yuschenko de  ingresar a la Organización de Cooperación de Shanghai (OCS). Por si estos acuerdos no fueran suficientes para preocupar a la UE y EEUU, los BRICS estrechaban lazos con esta tierra de grandes reservas de gas y campos de cereales.

El reciente encuentro de Obama con el tibetano Dalai Lama y el atentado terrorista que ha dejado unas 150 víctimas entre muertos y heridos en China, posiblemente por un grupo separatista musulmán Uigur, son señales del uso de las cuestiones étnico-religiosas para presionar a Pekín.

Contener el avance de la superpotencia asiática es como la obsesión de los escaladores a subir a Everest: tarea suicida, nacida del complejo de querer estar por encima de todos.

Los problemas étnico-religiosos y económico-sociales (el desempleo, el impago de los salarios y pensiones y el colapso de los centros de salud, la inflación y el aumento de la pobreza), se han quedado sepultados bajo los escombros de la lucha entre las élites capitalistas nacionales y mundiales por los recursos del país.
Y parece que lo peor para el pueblo ucraniano aún está por llegar.








L​A UCRANIA QUE NOS OCULTAN LOS MEDIOS

“A veces leo la prensa para estar al tanto de lo que la gente cree que está pasando” Me permito utilizar la cita de Alejandro Jodorowski para reflejar lo que la opinión pública cree que está pasando hoy en Ucrania, y es que, como muy bien nos alecciona día y noche la Mass Media al servicio de la oligarquía, lo único que ocurre hoy en Ucrania es que un insaciable Putin ha violado la soberanía territorial Ucraniana invadiendo la península de Crimea, poniendo en peligro la vida de miles de ucranianos ante la ira de los prorrusos, furiosos por el resultado de la revolución ciudadana que desembocó en la deposición del presidente electo Yanukovich y la instalación de un gobierno proeuropeo. Bueno… “Ya conocen las noticias, ahora les contaremos la verdad”.

A partir de aquí, nada de lo que se diga se lo habrán mostrado los medios. En Ucrania, lo que empezó como un movimiento ciudadano contrario a un gobierno corrupto prorruso (Yanukovich), ha terminado por convertirse en un golpe de estado apoyado por la UE, EEUU y la OTAN, en el cual se han repartido la tarta tres partidos políticos, el opositor Batkivshchyna (Centro derecha liberal), Pravyi Sektor(Extrema derecha ultranacionalista) y Svoboda (Neonazi), el primero pertenece a la principal opositora a Yanukovich, Yulia Timochenko, con mayor popularidad en el oeste proeuropeo, y los otros dos son fuerzas violentas de extrema derecha y neonazi, con tics antisemitas que han sembrado el pánico entre judíos y comunistas a lo largo y ancho de la llamada “revolución de colores”. El partido comunista ha sido ilegalizado de facto en territorio dominado, y muchos judíos ya están abandonando Kiev por miedo, y con razón. El golpe de estado de corte fascista ya ha triunfado con el apoyo de la UE a proeuropeos y neonazis, y estos últimos se han afianzado en el gobierno de provisión obteniendo los cargos más importantes:

Presidente: Oleksandr Turchínov. Batkivshchyna.
Primer ministro: Arseni Yatseniuk. Batkivshchyna.
Vice-Primer ministro: Aleksandr Sych. Svoboda.
Ministro de Asuntos Exteriores: Andrei Deshitsa. Batkivshchyna.
Ministro de Defensa: Igor Teniuj. Svoboda.
Ministro de Justicia: Pavel Petrenko. Batkivshchyna.
Ministro de Integración con Europa: Boris Tarasiuk. Batkivshchyna.
Ministro de Interior: Arsen Abakov. Batkivshchyna.
Presidente del Consejo de Seguridad Nacional (órgano que coordina los trabajos del Ministerio de Defensa, de las Fuerzas Armadas y los Servicios de Inteligencia): Andrei Parubii. Svoboda.
Vicepresidente del Consejo de Seguridad Nacional: Dmitri Yarosh, líder de Pravy Sektor.
Fiscal General del Estado: Oleh Makhnitsky. Svoboda.
Presidente del Comité de Depuración (órgano encargado de purgar a los seguidores del Presidente Yanukovych del Gobierno y de la vida pública): Yegor Sobolev. Independiente, cercano a Batkivshchyna.
Presidenta de la Oficina Anti-Corrupción: Tatiana Chornobil. Batkivshchyna. Ex-jefa de prensa de la organización fascista Asamblea Nacional Ucraniana.

Si los ucranianos no tienen bastante con el nuevo gobierno de tintes fascistas surgido de un golpe de estado, aún queda por añadir la guinda al pastel, se trata de un gobierno cercano a la UE, y por lo tanto, necesariamente debe estar subordinado al poder económico que tampoco fue elegido en ninguna urna. El odioso FMI, con Lagarde a la cabeza, ya ha puesto los primeros deberes a la Ucrania dócil, vean y contemplen el fervor proeuropeo con el que el ciudadano ucraniano medio aceptará estas medidas:

1. Aumento de la edad de jubilación: 2 años los hombres, 3 años las mujeres.
2. Recortes de pensiones a los funcionarios, de las concesiones económicas a los centros públicos, a los jubilados que trabajan.
3. Subida del gas de un 50% para las empresas municipales y Aumento de la electricidad en un 40%.
4.Cancelar subsidios y aumentar los impuestos sobre el transporte en un 50%. No elevar el salario minimo.
5.Privatizar todas las minas y abolir todos los subsidios. Derogar los beneficios de los servicios públicos municipales, el transporte y otras cosas. Cancelar parto apoyo estatal comidas y libros de texto gratuitos .
6. Abolición de las exenciones del IVA en el campo. Obligar a las farmacias y los farmacéuticos que pagar el IVA.
7. Levantar la moratoria sobre la venta de tierras agrícolas. Cancelar los subsidios a los productores de carne de cerdo y pollo.
8. Reduzcir el tamaño de los ministerios a 14. Deja sólo un vice – primer ministro. Cancelar el cargo de Ministro del Gabinete.





Cientos de muertos atribuidos a los francotiradores de EE.UU y de la OTAN que asesinaban a manifestantes y policías para desatar el caos.


Viendo el oscuro panorama que le espera a la Ucrania revolucionara con esa mezcolanza de nazismo y neoliberalismo sustentado por la UE, ¿No es comprensible que los habitantes del este ucraniano, étnicamente rusos, y simpatizantes del presidente elegido democráticamente con más del 60% de los votos, pongan pies en polvorosa y quieran unirse lo antes posible a la Federación Rusa como harán los habitantes de Crimea el 16 de Marzo en referendum? Quizá la ocupación rusa de Crimea, que ocupa el 100% de la prensa al servicio del capital sea el menor de los problemas, o incluso, el único ejercicio de responsabilidad que está ocurriendo hoy en Ucrania.

Adolf Hitler subió al poder a través de unas elecciones por el sistema proporcional de listas de partido, igual que el de España, y, por tanto, no representativas. Los nazis en Kiev lo han hecho en forma más expeditiva, con asesinos  que mataban indiscriminadamente a manifestantes del Gobierno y de la oposición, algo ya plenamente confirmado. Según se comenta en las calles de Kiev, alguien pagaba hasta 3.000 euros a los francotiradores y hasta 1.000 a los provocadores. El golpe como tal, no necesariamente los asesinatos, ha sido financiado presuntamente por el republicano norteamericano McCain y por la Fundación Adenauer. No es de extrañar que la UE apoyase desde el principio a los golpistas.

A estos pistoleros se les había prometido entregarles el control de las Fuerzas de Seguridad, algo en lo que los líderes golpistas han dado marcha atrás, ya que habría sido intolerable tanto para Rusia como para la opinión pública occidental, cuyos impuestos van a financiar a los nazis con 15.000 millones de dólares, mientras los multimillonarios ucranianos que han hecho su fortuna con el robo del gas ruso y la venta del país se lavan las manos, aunque varios de ellos tienen fortunas superiores a eso 15.000 millones.



La UE está utilizando criminalmente nuestro dinero para proteger los intereses alemanes y franceses que han comprado Ucrania a precios de miseria y para mantener en el poder a unos golpistas que comparten todas y cada una de las ideas de Hitler: muerte a los judíos, muerte a los comunistas y a toda la izquierda y que saludan con el brazo en alto. ¿Y para eso pagamos impuestos los españoles?, ¿no basta con lo que nos expolia el Gobierno para mantener a las oligarquías política y financiera?, ¿ahora va a tocarnos poner más de 1.000 millones de dólares para financiar a unos nazis, porque Rajoy es un lacayo de Merkel, ama de la UE, que premia al presidente con dos poltronas para Cañete y Guindos?





La realidad ucraniana



A grandes rasgos, Ucrania tiene cuatro zonas perfectamente diferenciadas. Una parte oeste, de donde proceden la mayoría de nazis y delincuentes comunes que se han hecho con el poder, pobre y desindustrializada. El pasado nazi de esta región es muy profundo: acogieron a los nazis como libertadores en 1941, aportaron una división a las Waffen SS y hasta 180.000 hombres en diversos tipos de fuerzas colaboracionistas, participaron activamente en el exterminio de judíos, e incluso 38.000 ucranianos, encabezados por la Brigada Antitanque ucraniana, participaron en la defensa de Berlín, donde fueron aniquilados por el Ejército Rojo. Los nazis actuales son los hijos y nietos de aquellos traidores.
La toma de Crimea por el ejército ruso en 24 horas sin disparar un solo tiro, ante el entusiasmo de la población y con las Fuerzas Armadas ucranianas apoyándolo en masa es un ejemplo de lo que puede ocurrir en el este del país

Por el contrario, la parte este es rica e industrializada, con carbón, siderurgia y todo tipo de industrias, y el centro es la región agrícola más rica del mundo. Es en ellas donde alemanes y franceses se han hecho con el control de los principales recursos, es decir, están realizando un saqueo sistemático de Ucrania, como los fondos buitre en España. Y finalmente Crimea, cuyo valor estratégico es esencial.

El tema parecía pan comido, pero se han encontrado con un Vladimir Putin, con suficiente talento para haberle ganado a Obama las tres partidas en juego, Irán, Siria y Crimea. La antítesis de Rajoy, un jefecillo a las órdenes de Merkel, incompetente y con vocación de apátrida; de Gobierno de sexta. Putin ha sido apoyado masivamente por todo su pueblo, que, después de 20 millones de muertos y unos sufrimientos casi inimaginables, no está dispuesto a consentir el asentamiento de un régimen nazi en sus fronteras. Peor aún, estos pistoleros nazis están destrozando todos los monumentos y todos los recuerdos a los 900.000 soldados rusos muertos para liberar Ucrania, una ofensa intolerable para el pueblo ruso.

Las  tropas de Crimea, sin disparar un solo tiro y ante el entusiasmo de la población, han entregado la soberanía de Crimea a Rusia. No se trata de una ocupación como dicen los nazis de Kiev, sino de la voluntaria y pacifica decisión de los ciudadanos de esta región de volver la Gran Madre Rusia. Sebastopol ha sido la base de la armada rusa durante mas de 200 años y es vital para su defensa .

El referéndum sobre su reincorporación a la Madre Rusia lo ganarán por goleada, porque el 59% de la población es rusa y porque el nivel de vida de todos crecerá significativamente. Tratar de cerrar a Rusia el acceso al Mediterráneo, como pretendían los EEUU y su acolitillo Cameron, es un acto tan hostil que Putin y Rusia no lo pueden tolerar. Además, ¿pueden permitirse los EEUU, cuyos intereses económicos están en el Pacífico y no en Europa, que Rusia se vuelque hacia China por defender a unos golpistas pistoleros? Y ni en Bruselas ni en España se enteran.

Cuando el segundo gasoducto esté operativo, el golpe económico para Ucrania será letal, perderá los importantes ingresos de los peajes y el precio de su gas se doblará

¿Cómo puede afirmar Doña Soraya, que más bien parece que su título de abogada del Estado le haya tocado en un rifa, la barbaridad de que en Crimea se ha violado la Ley Internacional -que no existe, como tampoco existe el Derecho Internacional Público-? Como dice mi maestro, el gran jurista García Trevijano,  ¿quién está autorizado en el mundo para afirmar que no es constitucional el referéndum de Crimea, cuando rige la absoluta inconstitucionalidad en Kiev? ¿Acaso el Gobierno provisional de Kiev procede de un acto constitucional y no de los desórdenes y la violencia financiados desde el exterior? Doña Soraya debería obtener una nueva licenciatura de derecha en un universidad extrajera de prestigio.

Los recursos de Ucrania y las zonas agrícolas más ricas del centro del país, de los que en una canallesca acción se han apoderado los alemanes y franceses, han sido arrendadas, porque la ley ucraniana impide su venta, ya que las tierras pertenecen al pueblo. De momento, aparte de las cosechas, los especuladores se están llevando la tierra más fértil, hasta medio metro de profundidad que levantan con bulldozers y cargan en grandes camiones. Pero a estos saqueadores no les basta el arrendamiento, quieren la propiedad y para ello necesitan cambiar la ley, que es lo que los nazis de Kiev han prometido.

El gas ruso es vital para Europa

El gas ruso cubre ya la mitad de las necesidades de la Europa al este del Rin, que serán casi dos tercios en el futuro, porque es más barato que el de cualquier otro origen y sus reservas son las mayores del mundo. Afirmar que un eventual corte de los suministros de gas ruso por tubería  –algo, por otro lado, impensable– puede ser compensado con gas líquido transportado por metaneros es no tener ni idea de la industria del gas. El que hoy haya un exceso de capacidad es sólo coyuntural.

Hay cuatro gasoductos rusos que atraviesan Ucrania, lo que le reporta enormes beneficios. El Gobierno es el principal beneficiado, porque recibe el gas a mitad de precio y, además, percibe unos importantes ingresos por los derechos de paso. Desde el principio de su separación de Rusia, los líderes ucranianos se dedicaron a robar sistemáticamente gas a los rusos. El caso más clamoroso fue el de la Sra. Timoschenko, exprimera ministra del país, que se ha hecho multimillonaria robando y revendiendo gas. Y nos encontramos con la inútil de la Cospedal yendo a rendirle pleitesía. Realmente de vergüenza.

Las disputas entre la compañía petrolera y gasista ucraniana Naftohaz Ukrainy y el gigante ruso del gas Gazprom sobre precios, deudas no pagadas y robo masivo de gas han sido continuas. El Gobierno ucraniano negó al principio los robos, en los que participaba activamente la UE, ya que buena parte de este gas era revendido en Europa, pero más tarde Naftohaz admitió que una parte del gas con destino a Europa era “retenido”. La deuda actual reconocida con Gazprom asciende a 3.300 millones de dólares, a los que se une otra reclamación de 7.600 millones del gas robado.

La UE está utilizando criminalmente nuestro dinero para proteger los intereses alemanes y franceses, que han comprado Ucrania a precios de miseria y para mantener en el poder a los golpistas Para evitar este latrocinio y chantaje permanentes, Gazprom emprendió dos proyectos colosales para unir Rusia a Europa en forma directa. Uno por el mar Báltico, el Nord Stream, que conecta San Petersburgo con Alemania y que ha dado un vuelco radical a los suministros. Antes de la puesta en marcha del Nord Stream, la parte del gas ruso consumido en Europa que pasaba por Ucrania era el 75%; ahora es sólo el 15%. Alemania, Austria y Polonia tienen una dependencia de entre el 30 y el 50%, Finlandia y los países bálticos, del 100%, pero están conectados directamente y no tienen problema alguno. El Nord Stream ha sido un éxito rotundo, tiene ya dos líneas operativas y, a petición de Alemania y otros, va a ampliarse con una tercera y una cuarta líneas.




Finalmente, Gazprom está construyendo otro gasoducto denominado South Stream, que conectará Azerbaiyán con Europa a través de Serbia, lo que dejará sin uso los gasoductos ucranianos. Cuando esté operativo, el golpe económico para Ucrania será letal, perderá los importantes ingresos de los peajes y el precio de su gas se doblará. No es de extrañar que Putin, en contra de las presiones masivas de su pueblo y las etnias rusas y prorrusas de Ucrania, y también de los judíos que viven aterrorizados por los pistoleros nazis, que le piden a gritos la invasión, haya decidido que de momento no piensa hacerlo.

En conjunto, la economía ucraniana es un completo desastre, su moneda –el hryvnia– ha pedido más del 20% de su valor en un mes, la corrupción y la incompetencia no paran de crecer, igual que el número de multimillonarios y la economía sumergida. Para The Economist, “la corrupción ha puesto el país de rodillas” y, una vez recuperada Crimea, Putin sólo tiene que sentarse a esperar.




La verdad prohibida: Estados Unidos instaló un gobierno neonazi en Ucrania
Por Michel Chossudovksy | 03-03-2014


Según el New York Times, "Estados Unidos y la Unión Europea han abrazado la revolución como otro florecimiento de la democracia, un golpe al autoritarismo y a la cleptocracia en el antiguo espacio soviético". (After Initial Triumph, Ukraine’s Leaders Face Battle for Credibility, NYTimes.com, 1 de marzo de 2014, énfasis añadido)



¿"Democracia floreciente, revolución"? Las sombrías realidades dicen otra cosa. Lo que ocurrió fue un golpe de Estado patrocinado por Estado Unidos, la UE y la OTAN en violación flagrante del derecho internacional.



La verdad prohibida es que Occidente ha dirigido - a través de una operación encubierta cuidadosamente preparada - la formación de un régimen títere integrado por neonazis.



Como lo confirmó la Subsecretaria de Estado, Victoria Nuland, organizaciones clave en Ucrania, incluyendo el partido neonazi Svoboda fueron generosamente apoyadas por Washington: "Hemos invertido más de 5 mil millones de dólares para ayudar a Ucrania a alcanzar estos y otros objetivos.... Vamos a seguir promoviendo que Ucrania alcance el futuro que se merece".



La prensa occidental ha evitado intencionalmente analizar la composición y fundamentos ideológicos de la coalición de gobierno. La palabra "neonazi" es un tabú. Se ha excluido del diccionario de los medios de comunicación. No aparecerá en las páginas del New York Times, el Washington Post o The Independent. Los periodistas han recibido instrucciones de no utilizar el término "neo-nazi" para designar a Svoboda y al Sector de Derechas.



Composición del Gobierno de Coalición



No se trata de un gobierno de transición en el que los elementos neonazis integran los márgenes de la coalición, encabezada formalmente por el Partido Patria.



El Consejo de Ministros no sólo está integrado por el Svoboda y el Sector de Derechas (por no hablar de los antiguos miembros de la difunta organización fascista UNA-UNSO), a las dos principales entidades neonazis se les han encargado puestos clave que les otorgan el control de facto sobre las fuerzas armadas, la policía y la seguridad nacional.



Si bien el Partido Patria de Yatsenyuk controla la mayoría de las carteras y al líder neonazi de Svoboda Oleh Tyahnybok no se le concedió un puesto principal en el gabinete (al parecer a petición de la Subsecretaria de Estado, Victoria Nuland), miembros de Svoboda y el Sector de Derechas ocupan puestos clave en la áreas de Defensa, Policía, Educación y Asuntos Económicos.


El líder neonazi de Svoboda, Oleh Tyahnybok.



La Subsecretaria de Estado norteamericana, Victoria Nuland, junto al líder neonazi de Svoboda, Oleh Tyahnybok (izquierda)



Andriy Parubiy, co-fundador del neonazi Partido Nacional-Socialista de Ucrania (posteriormente rebautizado como Svoboda) fue nombrado Secretario de la Comisión de Seguridad Nacional y Defensa Nacional (RNBOU), un puesto clave que supervisa al Ministerio de Defensa, las Fuerzas Armadas, Policía, Seguridad Nacional e Inteligencia. El RNBOU es el órgano central de toma de decisiones. Si bien está dirigido formalmente por el presidente, es manejado por la Secretaría con una plantilla de 180 personas, entre ellas expertos de defensa, inteligencia y seguridad nacional.



Parubiy fue uno de los principales líderes detrás de la Revolución Naranja en 2004. Su organización fue financiada por Occidente. Es mencionado por los medios occidentales como "kommandant" del movimiento Euromaidán. Andriy Parubiy junto con al líder del partido Oleh Tyahnybok es un seguidor del nazi ucraniano Stepan Bandera, que colaboró en el asesinato en masa de judíos y polacos durante la Segunda Guerra Mundial.


Marcha neonazi en honor a Stepan Bandera



A su vez, Dmytro Yarosh, líder de la delegación del Sector de Derechas en el parlamento, ha sido nombrado secretario adjunto de Parubiy en el RNBOU.



Yarosh fue el líder de los paramilitares neonazis durante el movimiento de "protesta" del Euromaidán. Ha pedido la disolución del Partido de las Regiones y del Partido Comunista.



Dmytro Yarosh dando un discurso en el Euromaidán (centro)



El partido neonazi también controla el proceso judicial con el nombramiento de Oleh Makhnitsky del partido Svoboda a la posición del Fiscal General de Ucrania. ¿Qué clase de justicia prevalecerá con un neonazi de renombre a cargo de la Oficina de la Fiscalía de Ucrania?



También se asignaron puestos en el gabinete a ex miembros de la organización marginal neonazi Asamblea Nacional de Ucrania – Autodefensa Nacional de Ucrania (UNA-UNSO):



"Tetyana Chernovol, retratada en la prensa occidental como una devota periodista de investigación sin hacer referencia a su pasada participación en la antisemita UNA-UNSO, fue nombrada presidenta del comité de lucha contra la corrupción del gobierno. Dmytro Bulatov, conocido por su presunto secuestro por la policía, también con conexiones con la UNA-UNOS, fue nombrado ministro de la juventud y los deportes.



Yegor Sobolev, líder de un grupo cívico en el Maidán Independiente y políticamente cercano a Yatsenyuk, fue nombrado presidente del Comité de Lustración, encargado de purgar a los seguidores del presidente Yanukovich del gobierno y de la vida pública. (Ver: Ukraine Transition Government: Neo-Nazis in Control of Armed Forces, National Security, Economy, Justice and Education, Global Research, 2 de marzo de 2014)



El Comité de Lustración es para organizar la caza de brujas neonazi contra todos los opositores al nuevo régimen. Los objetivos de la campaña de depuración son personas en posiciones de autoridad dentro de la administración pública, gobiernos regionales y municipales, educación, academia, etc. El término lustración se refiere a la "descalificación masiva" de personas relacionadas con el gobierno anterior. También tiene connotaciones raciales. Será con toda probabilidad, dirigido contra los comunistas, los rusos y los miembros de la comunidad judía.



Es importante reflexionar sobre el hecho de que Occidente, comprometido formalmente a los valores democráticos, no sólo encabezó la caída de un presidente electo, sino que ha instaurado un régimen político integrado por neonazis.




Este es un gobierno títere que permite a Estados Unidos, la OTAN y la Unión Europea interferir en los asuntos internos de Ucrania y desmantelar sus relaciones bilaterales con la Federación Rusa. Se debe entender, sin embargo, que los neo-nazis no tienen en última instancia, la última palabra: en virtud de un "régimen de gobierno indirecto" ellos reciben órdenes sobre las cuestiones militares y de política exterior cruciales, incluyendo el despliegue de tropas dirigidas contra la Federación Rusa - del Departamento de Estado norteamericano, el Pentágono y la OTAN.





El mundo está en una encrucijada peligrosa: las estructuras y la composición de este gobierno títere instalado por Occidente no favorecen el diálogo con el gobierno y el ejército ruso.


El RNBOU



Un escenario de escalada militar que lleve a la confrontación entre Rusia y la OTAN es una posibilidad real. El Comité de Seguridad Nacional y Defensa Nacional del Ucrania (RNBOU) que es controlado por neonazis juega un papel central en los asuntos militares. En la confrontación con Moscú, las decisiones tomadas por el RNBOU encabezado por el neonazi Parubiy y su adjunto camisa parda Dmytro Yarosh - en consulta con Washington y Bruselas - podrían potencialmente tener consecuencias devastadoras.



Sin embargo, no hace falta decir que el "apoyo" a la formación de un gobierno neo-nazi no supone, en modo alguno, el desarrollo de "tendencias fascistas" en la Casa Blanca, el Departamento de Estado y o el Congreso de EE.UU.




"El florecimiento de la democracia" en Ucrania - para usar las palabras del New York Times - está avalado por republicanos y demócratas. Es un proyecto bipartidista. No nos olvidemos que el senador John McCain es un firme partidario y amigo del líder neonazi de Svoboda, Oleh Tyahnybok

Friday, January 31, 2014

EL ESTALLIDO FINAL



Es realmente ignominiosa la indignidad e hipocresía del Occidente judeocristiano, lo demuestran sus medios de comunicación, que no son nada más que lavado cerebral de masas para el consentimiento y obediencia al sistema establecido. Los dueños de los medios de comunicación son muchas veces accionistas de corporaciones transnacionales a quienes publicitan, y al mismo tiempo los dueños de las corporaciones transnacionales son accionistas de los mismos medios de comunicación. Los banqueros son dueños de las acciones, y de todo el sistema financiero que regula el precio de las acciones de los mercados de las empresas y de los medios. Siguiendo esta cadena de poder político: los mismos banqueros, así como los dueños de empresas, corporaciones, medios de comunicación, son quienes literalmente crean los partidos políticos, y a toda esta mafia putrefacta que han llamado “democracia”, ejemplo magnánimo de la hipocresía occidental. Creer en los inmundos noticieros y en la prensa escrita es participar de la infamia y de una manipulación mental a escala masiva. Las agencias de noticia como Reuters, EFE, AFP, DPA etc. así como los noticieros de televisión de todos los países JAMÁS dicen la verdad, ellos al deformar la realidad mintiendo, ellos asesinan a la verdad, matan la transparencia, la claridad, dañan al espíritu, contaminan el ser, destruyen la percepción, todo para crear una farsa, una infame obra teatral de mal gusto, una vil mentira que sostiene todo este podrido sistema establecido.



Los medios de comunicación jamás van decir que los banqueros, los fabricantes de armas, los dueños de las corporaciones transnacionales relacionadas con la seguridad, son los verdaderos instigadores de las guerras que están devastando a varios puntos del globo, sobre todo en el Medio Oriente y el África. Los noticieros nunca van a decir que la CIA,  el gobierno de EE.UU en concreto, armó, financió, creó grupos terroristas en muchos países del mundo. EL VERDADERO TERROSISTA es protegido y cubierto por los medios de comunicación masivos, y nunca van a decir que los verdaderos terroristas son los agentes secretos de los gobiernos más poderosos del mundo como EE.UU o Francia, quienes crean y también se infiltran en grupos extremistas para promocionar el terrorismo. Los EE.UU y la OTAN nunca son acusados de terrorismo por los medios de comunicación, al contrario todavía publicitan que estos gobiernos poderosos están en la “lucha contra el terrorismo”. En verdad ellos bombardean y matan miles de civiles con sus drones y bombarderos para proteger su farsante “democracia”. Mientras los prostituidos e hipócritas periodistas e intelectuales "expertos", agentes que trabajan para la inmundicia  no van a decir la verdad. Por ejemplo, jamás dirán que EE.UU arma, crea, financia, apoya a los terroristas árabes sauditas, takfires, salafistas, wahabitas, extremistas islámicos, “tontos útiles” para el imperialismo occidental, quienes están desatando el infierno en Irak, en Libia, en Yemen, en Siria …



La principal causa de la supuesta “guerra civil” en Siria, es que los inmundos occidentales quieren deshacerse de los gobiernos que no son afines a sus políticas globalistas, como es el caso del gobierno de Bashar Al Assad que se ha alineado al multipolarismo  y no al globalismo occidental. El imperialismo desea destruir las naciones árabes e implementar un nuevo mapa geopolítico en el norte de África y en el Medio Oriente. Estos inmundos occidentales respaldados por la entidad llamada Israel, están provocando un verdadero genocidio masivo, una carnicería de sufrimiento sin nombre, una literal limpieza étnica en varios países del mundo como Libia, Irak o Siria, para desplazar a los pueblos y crear nuevas fronteras y nuevos países basado en la etnicidad, desestabilizando y desatando el caos y el genocidio para militarizar los recursos en pos del globalismo del siniestro nuevo orden mundial.



 Las noticias no van a decir que el Ejército “libre” de Siria, junto a los frentes armados como Al Qaeda, Al Nusra, de  la “supuesta” oposición al gobierno, infamemente llamados “rebeldes” por occidente, son armados, financiados, entrenados por EE.UU, Francia, Gran Bretaña e Israel, verdaderos idiotas útiles, controlados por asesinos genocidas y terroristas occidentales que mandan que unas bestias humanas entren en Damasco, Homs, Alepo, o en cualquier pueblo o ciudad de Siria, matando a diestra y siniestra a civiles, violando en masa a mujeres y niños, degollando, decapitando de casa en casa, comiéndose carne humana, sobre todo si son cristianos o seguidores del gobierno de Al Assad, entran a pueblos y masacran a su gente para que, por el inmenso TERROR, huyan … un verdadero terrorismo Made In Usa e Israel.


¿Qué pasaría si los rusos y los chinos deciden financiar a grupos terroristas en el  corazón de occidente desde Londres, París, Nueva York, y perpetren el mismo infierno que los occidentales están provocando en Medio Oriente? Es realidad que los árabes sauditas amenazaron a los rusos con hacer estallar el terrorismo en Rusia si este país continúa respaldando al gobierno sirio: lo  prueban los recientes atentados terroristas en Volgogrado que hicieron temblar a Rusia, perpetrado por los grupos terroristas de islamistas chechenos financiados por Arabia Saudita e indirectamente por EE.UU. La situación en Chechenia es algo similar a la de Siria, solo que en el caso de Chechenia no se trata de derrocar un gobierno, es una guerra contra Rusia que decidió eliminar con la fuerza bruta cualquier intento de que se forme un Estado islámico parecido al de Arabia Saudita en Chechenia, satélite de la ex Unión  Soviética. Los independentistas islamistas chechenos reciben apoyo no solo de Arabia Saudita sino también de los EE.UU y Europa, que como teoría de dominó anhelan que los países satélites de Rusia como Chechenia, Siria o Ukrania entren en el proceso globalista del nuevo orden mundial y se alejen de la zona de influencia de Rusia y China. La situación es aún peor cuando nos damos cuenta que  esta teoría del dominó está causando un genocidio sin nombre en el mundo. Irak, Afganistán y Libia cayeron por la fuerza, en Siria se está dando la genocida guerra mal llamada “civil”, porque la mayor parte los grupos insurgentes ni siquiera son sirios, ellos provienen de varios países árabes, y también de Europa, para instaurar el Estado Islámico de Irak y el Levante, una especie de califato parecido al de Arabia Saudita, mejor amigo, casi hermano de EE.UU y de Israel, árabes que lamen las botas del sionismo internacional…. para ello están desatando el infierno del terrorismo en Siria, para que  pronto se justifique una intervención militar de EE.UU, Israel y de la OTAN sobre Siria, destruir esta nación y así instaurar por la fuerza bruta del genocidio, de la limpieza étnica, los Estados favorables al globalismo masónico del nuevo orden mundial. 



En Rusia  se hace evidente que los atentados terroristas en Volgogrado de diciembre del 2013 fueron indirectamente perpetrados por los globalistas de Arabia Saudita y de EE.UU,  quienes desean presionar a Rusia para que deje de apoyar a Bashar al Assad en Siria. La situación es insostenible, si los genocidas de EE.UU y de la OTAN deciden invadir Siria, es muy posible que las consecuencias sean tan catastróficas como un ataque de Rusia a Arabia Saudita y a las bases de EE.UU en todo Medio Oriente, así como una ofensiva irracional de Israel contra Irán, Hizbolá, Hamas, siendo Israel el principal instigador y perpetrador de los genocidios en Medio Oriente, para que  se desate así la Tercera Guerra Mundial, el Armagedón, la guerra mesiánica del Fin del mundo, antesala de la llegada del mesías judío. Los tarados gobernantes se lanzarían las bombas atómicas y eso despoblaría a más de la mitad de la población mundial, o quizá a toda. Se hace evidente así el Plan masónico del despoblamiento del mundo  con el objetivo último de los demonios judeomasones que anhelan formar un mesiánico nuevo orden mundial de humanos robots zombificados en una nueva era post Armagedón, un imperio vil montado sobre la montañas de cadáveres humanos.

El corazón de la masonería está en Israel, una entidad demoniaca que está provocando toda esta devastación…ningún medio de comunicación te informará sobre esto…


Monday, December 30, 2013

INFAME HISTORIA



Si echamos un vistazo en la historia, comprenderemos mejor el presente: hace 100 años, en 1913, estalla la crisis de los nacionalismos en los Balcanes. Los serbios, con apoyo de los rusos, querían expulsar de la zona al aliado de Alemania, el Imperio Austro-Húngaro. Mientras las sanguinarias potencias europeas como la misma Alemania, Francia e Inglaterra competían por repartirse las colonias en el mundo, tal como quieren ahora repartirse las riquezas de Medio Oriente, realizando brutales genocidios contra las poblaciones colonizadas, saqueando los recursos naturales para desarrollar su industrialismo y aumentando así la carrera armamentística o la famosa “Paz Armada”.  El asesinato de Francisco Fernando,  heredero del Imperio austro-Húngaro, por parte de la organización masónica de la Mano Negra, en junio de 1914 en Sarajevo, desencadenó la primera guerra mundial que durante cuatro años devastó a toda Europa, dejando más de 10 millones de muertos, destruyendo a los Imperios ruso, otomano y el austro-húngaro, dejando el camino libre a las nuevas potencias imperiales de EE.UU y la URSS para la dominación del mundo. 

Con el infame Tratado de Versalles de 1919 se estaba preparando ya la segunda guerra mundial, pues  a pesar de que Alemania quedó devastada económica y físicamente por la “Gran Guerra”, el Tratado de Versalles castigaba aun más a los alemanes  de tal manera que el nacionalismo masificado, así como el exacerbado patriotismo y el totalitarismo fue el resultado de la crisis social creada por la guerra y el  Tratado de Versalles. Luego, el mundo entró en una crisis económica por culpa de los especuladores de Wall Street y su Crash bursátil de 1929, obligando a los gobiernos a preparar una nueva guerra para salir de la crisis económica mundial. Así los nazis fueron llevados al poder de Alemania por la sociedad secreta masónica de Thule, y por los banqueros judíos como los Warburg, los Rothchild, y el mismísimo masón Hjalmar Schacht. Incluso en 1938, el austriaco Adolfo Hilter, miembro de la masónica Sociedad de Thule, quien se autoproclamó líder supremo o “führer” de la Alemania nazi en 1934, fue declarado “hombre del año” por la masónica revista TIMES, tal como ahora, en el 2013, es declarado ”hombre del año” al presidente de Rusia Vladimir Putin. 

 En 1936, llegan al poder de España, por elecciones democráticas, los masones comunistas de izquierda para que luego los masones falangistas de derecha, apoyados por Hitler y liderados por Francisco Franco, con el aval de la corrupta corona española, realicen un golpe de Estado y desaten así la sangrienta guerra civil española que dejó cientos de miles de muertos, y que, indirectamente, fue una guerra entre la URSS y la Alemania Nazi, ya que ambos enviaban armas a los respectivos bandos, preparando así el camino para la segunda guerra mundial. Un gran paralelismo encontramos con la actual guerra civil en Siria que indirectamente es una guerra provocada por los occidentales (EE.UU, Reino Unido, Francia, Israel) apoyados por los traidores sauditas que financian y arman a los terroristas wahabitas que quieren derrocar al presidente sirio aliado de Rusia, Bashar al Assad, e instaurar un totalitario Califato Islámico similar al de Arabia Saudita. La guerra civil en Siria es en realidad una guerra internacional como lo fue en su tiempo la guerra civil española que fue una causa directa de la segunda guerra mundial. La guerra civil en Siria puede así mismo desencadenar una guerra abierta entre EE.UU, Israel y sus perros aliados occidentales contra Rusia, China e Irán, cuando vemos que ya hay tropas rusas apoyando al ejército sirio contra los terroristas islámicos armados y financiados por occidente.   
   
En el extremo Oriente, en 1931, ocurre la crisis de Manchuria, cuando los japoneses, después de las Reformas Meiji, se convierten al capitalismo occidental a ultranza, e ingresan al industrialismo voraz, convirtiéndose en un nuevo imperio del tipo europeo, e invadiendo China para apoderarse de las riquezas naturales de Manchuria. Actualmente, China no es una nación retrasada como lo era en la época de los años 30, ahora se ha convertido en la segunda potencia económica y nuclear, y nuevamente, al finalizar el 2013, existe  una gran tensión entre China y el Japón por el control de las Islas  Senkaku y Diaoyu, que bien podría provocar una nueva guerra en el Extremo Oriente que podría desencadenar una guerra nuclear entre estas potencias nucleares, involucrando a los aliados del Japón como son EE.UU, la OTAN y Corea del Sur.

Recordemos también que por el expansionismo japonés en el Pacífico de la primera mitad del siglo XX, el 8 de diciembre de 1941, ocurre el ataque de las fuerzas japonesas contra una base militar de EE.UU en Hawaii llamada Pearl Harbor. A pesar de las advertencias de los servicios de inteligencia estadounidenses al presidente de EE.UU, F. D. Roosevelt, este bajó las defensas y permitió que ocurra el ataque para tener la escusa para entrar en la segunda guerra mundial contra el Japón, en ese tiempo gobernado por el militarismo y aliado de la Alemania nazi. Un gran paralelismo del ataque a Pearl Harbor ocurre con el atentado terrorista del 11 de septiembre del 2001 cuando los israelíes de la Mossad desataron el peor atentado terrorista contra EE.UU, con ayuda de los propios servicios de inteligencia estadounidenses como la CIA y el NSA, recordemos que Osama Bin Laden fue un agente de la CIA, quien fue usado para culpar al mundo árabe para que EE.UU ingrese en una devastadora guerra internacional y cambiar el mapa geopolítico de Medio Oriente con genocidios y limpieza étnica, y así favorecer los intereses de Israel militarizando los recursos naturales de esta región.

El 11 de septiembre del 2001 también fue un nuevo incendio del Reichtag para la población estadounidense, porque las libertades civiles quedaron recortadas al máximo por la "guerra contra el terrorismo". Cuando Hitler incendió el Reichtag en 1933, y se autoadjudicó poderes absolutos sobre Alemania en un nuevo estado Totalitario, las libertades civiles quedaron reducidas a un mínimo, el Estado empezó vigilar, controlar, arrestar, quitar libertades, torturar, desaparecer, asesinar,  etc. con la escusa de la "seguridad nacional". Lo mismo ocurrió en EE.UU después del 11/s, el Estado estadounidense se ha convertido en la peor amenaza de las libertades fundamentales de la humanidad, es un monstruo tiránico que amenaza la seguridad mundial con sus sistemas genocidas de control de población, guerra, vigilancia, control que son totales, el gobierno es el peor tirano de la gente, no hay límites de la tiranía cuando la injusticia y la corrupción reinan, como en EE.UU.
 
Así mismo la invasión de Libia por parte de la OTAN en 2011 está dando sus macabros frutos, el Estado libio está desintegrándose en medio de una sangrienta limpieza étnica promovida por las potencias imperiales. Nuevos países emergen de los ríos de sangre en distintas regiones del globo para que puedan ser mejor controladas por Occidente. Ahora se está hablando de tres regiones de lo que era Libia que pueden convertirse en un futuro próximo en tres naciones distintas: Tripolitania, Fezán y Cirenaica, objetivo último de los asesinos genocidas de Occidente, la destrucción total de Libia para poder saquear sus recursos como agua y petróleo. Mientras tanto un mismo escenario se vive en Irak, en Afganistán, en Siria,  e incluso Sudán que ya fue dividido en Sudán del sur y del Norte, naciones que están siendo desintegradas con una violencia extrema para la formación de un nuevo mapa geopolítico que beneficie a los genocidas masones de Occidente. Y si vemos en la historia reciente, la primera y segunda guerra mundial fueron así mismo sangrientos genocidios que tenían como uno de sus objetivos la transformación política del mundo para la conformación de nuevos países y destruir otros, la tercera guerra mundial sigue su curso con el fortalecimiento de organismos internacionales como la ONU, el FMI, la OTAN, en pos de la gobernabilidad mundial dirigida desde los centros neurálgicos financieros controlados por el sanedrín judeomasón. 

Sin el "sacrificio" en masa del Holocausto judío de la segunda guerra mundial perpetrado por los nazis (donde oficialmente murieron 6 millones de judíos, pero que el revisionismo histórico prueba que fueron muchísimo menos) no hubiese existido el  masónico Estado de Israel. La histórica victimización judía llegó a su clímax con el Holocausto (palabra que significa "sacrificio" en hebreo) perpetrado por los nazis y que hizo posible la creación del Estado sionista fundamentado en creencias fundamentalistas religiosas muy peligrosas. Solo después de los horrores del holocausto, la hipócrita comunidad internacional aceptó la creación en 1948 del Estado de Israel, un Estado que fue planificado desde finales del siglo XIX por el Congreso Sionista Mundial realizado en Basilea en 1897 en el que se establecieron los famosos Protocolos de los Sabios de Sion, un documento ridiculizado por la Academia sionista como un simple fraude, pero que desde el comienzo de la primera guerra mundial y específicamente desde 1917 con la Declaración de Balfour, en el que los ingleses se muestran favorables a la creación de Israel, realmente estos Protocolos sionistas están haciéndose realidad y pueden ser considerados como un verdadero documento histórico. Si echamos un vistazo a las demenciales creencias judías, la creación del Estado de Israel es una “señal de los tiempos” que acelerará la llegada del mesías de los judíos, esperado los últimos seis mil años de existencia del judaísmo, y que supuestamente llegará en el “fin de los tiempos”, en el “fin de la historia”, momento en el que los judíos tendrán en sus manos todas las riquezas del mundo como afirma el Talmud formando así su Imperio Mundial que ellos han llamado nuevo orden mundial,  por encima de la montaña de cadáveres de la infame historia universal.